Experiencias

¡Adelante caminantes!

Esta pareja se formó gracias a su gusto por las caminatas, vivir sin salir de ruta no es una de sus opciones, así que cuando se convirtieron en un trío (o cuarteto si contamos con que tienen un perro) ¡no iban a dejar de salir!img-20181013-wa00181050223379.jpg

Para ayudarles a cumplir sus objetivos no han dudado en que portear seria la forma más fácil, y como cada ocasión requiere unas necesidades distintas, han decidido utilizar portabebés distintos.

Me pareció curioso compartir sus experiencias con todas vosotras ¡Sobre todo para demostrar una vez más que para satisfacer los gustos/circunstancias de que cada uno hay muchas opciones!

Sus portabebes elegidos: una emeibaby y una mochila portabebé de montaña de la marca Deuter.

Un día me pasaron unas fotos tan chulas, que una siendo como soy con una naturaleza curiosa, no pude evitar preguntar que tal porteando con una y otra mochila.wp-1540548641635467314613.jpg

Olga me cuenta que normalmente para trayectos cortos eligen la emeibaby, que la consideran como la mochila de la ciudad, por que es más rápida y pesa menos así que ambos portean con ella ¡y es que pueden pasar horas porteando por que se sienten muy cómodos!

Hace poco que han empezado a portear a la espalda con ella a su pequeño Santiago y están encantados, que delante ya pesaba y molestaba a la visión para poder caminar con seguridad ¡pero ojo lo que lo han disfrutado!

Pero cuando desean hacer una ruta larga y tienen que llevar enseres para toda la familia, prefieren la mochila de montaña, pues les resulta más práctica ya que pueden llevar todo junto (niño y enseres varios), además me cuenta que esta mochila dispone de una capota para el sol o la lluvia que pueden colocar sin que el peque de la casa se agobie y dejarle protegido.

En ciudad dicen que no se lo piensan, pasear el perro por ejemplo, es mucho más cómodo con la emeibaby. Pero en el campo, la mochila de montaña les sirve hasta de trona a la hora de la comida.

wp-154054824406211861088.jpg
Como la mochila de montaña es bastante pesada, normalmente es César, el papá, quién la lleva.

De las primeras cosas que se me ocurrió preguntarle es que tal se respetaba la postura ergonómica con la mochila de montaña, y Olga me reconoció que no es un portabebés adecuado para bebés pequeños pues no estarían bien colocados. Ella recomienda empezar a usar esta mochila mínimo cuando el bebé este cerca de cumplir el año, pues aunque lleva un asiento adaptable con un sistema de estribos para ayudarle a estar bien colocado, el espacio a llenar es muy grande.

Personalmente creo que por mi tamaño y mi falta de condición física, no sería capaz de portear con una mochila de montaña ¡demasiado peso y volumen para mí!

¿Habéis probado alguna vez una? ¡Gracias por leer!

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s